Refleja tu liderazgo con un buen plan financiero

14 | Jul

Hay una frase popular que suele usarse en las finanzas de las empresas y es que “lo que no se mide no se controla y lo que no se controla no se gestiona”. En pocas palabras se refiere a que si no hay un reflejo tangible de la medición de las finanzas de la empresa, no se le puede dar un valor a lo que es, pues se desconoce la inversión y el gasto del mismo. Esto ayudará a saber si se avanza o retrocede con el plan de negocio que se hace desde un comienzo.

Por otro lado, es importante contar con todos los documentos en orden, como los estados financieros de la empresa, ya que la autoridad tributaria podría solicitarlos en cualquier momento, para esto se recomienda pedir apoyo a un contador y auditor certificado.

La responsabilidad y el conocimiento del estado financiero de la empresa son fundamentales para sacarla adelante. La mentalidad de ahorrar solo lo que sobra de los gastos de la empresa es errónea puesto que se debe priorizar el ahorro, ya que se puede dar la equivocada inversión en gastos que alejarían a la empresa de los objetivos.

Te presentamos a continuación un análisis básico de lo que debe formar parte del estudio financiero de tu empresa y así tomar las decisiones adecuadas.

- Balance general: Señala la rentabilidad, solvencia y capacidad financiera de crecimiento en una fecha determinada.

- Resultados: Se demuestra por ventas netas, costo de ventas, gastos y resultado final a consecuencia de operaciones o transacciones.

- Variaciones: Se hace la comparación de incremento o disminución de saldos para interpretar los movimientos.

- Cambios: Son las variaciones por el balance general para recibir efectivo y quitar de crédito.

A medida que va creciendo la empresa, se le debe agregar toda la información detallada relacionada a las finanzas y si es posible, revisarla numerosas veces para no cometer ningún error.

Así que, no importa si apenas la empresa comienza o si ya tiene tiempo en el mercado, el estado financiero será necesario en todo momento puesto que son documentos serios y que podrían ayudar para un crédito, hipoteca o financiamiento. También es una motivación para apreciar el crecimiento de la empresa, aprender de ello y seguir mejorando.

Diplomado sugerido: Diplomado en Finanzas para no Financieros